lunes, 29 de diciembre de 2008

Aleluya

En efecto, a veces el amor de Dios no es una trompeta triunfal sino un viento frío. Es en esas ocasiones cuando más mérito tiene, cuando mejor suena, aun con la voz quebrada,un ¡ALELUYA!.



"El ángel les dijo: No temás, os traigo una buena noticia: hoy en Belén de Judá os ha nacido un salvador, el Mesías, el Señor"
¡ALELUYA!

sábado, 13 de diciembre de 2008

Necesito...


Tiempo, calma, belleza...

Saber que todo es lo que debe ser,
que la verdad es clara y evidente.

Que las personas que quiero sean felices,
que las que no conozco también,
que las que no me quieren se hayan olvidado de mí.

Recibir con alegría a los que están por venir,
que me estén esperando los que ya se fueron.

Ser útil, creativa,
estar atenta a la realidad doliente.

Amabilidad, paciencia, dulzura...
Almendros en flor, aleteo de mariposas...

Creer y Confiar.

lunes, 8 de diciembre de 2008

Sólo para tus ojos (o casi)

Aunque no creemos de verdad que una imagen vale más que mil palabras, hay cosas que no hace falta decir pero no está mal hacerlas patentes. De parte de todas nosotras.

video

miércoles, 3 de diciembre de 2008

Otra que tal

Es que crispa los nervios la obcecación de la gente por perpetuar los errores lingüísiticos. ¿No hay nadie que pueda evitar esas patadas al palabrero?
Ayer mismo escucho (por quincuagésima vez) en un reportaje de Canal Cocina sobre los pimientos de piquillo a una señora doctora (supongo en medicina o algo por el estilo) explicar que a dichos seres (a los pimientos, claro, no a los doctores en medicina) los trajo Colón de América a donde había ido a buscar "ESPECIES". ¿Especies de qué? ¿De doctores, de indígenas sin conocimiento de su idioma?

Ya digo, lo malo es que no es la primera vez que mezclamos especias con especies como si fuera un cóctel para adobar costillitas de cerdo. Y lo peor es que dicha confusión se produce en boca de una persona con formación universitaria, incluido un doctorado, y en un canal especializado en especiar, entre otras cosas.

¡Ay, esa me ha dolido!